miércoles, 20 de junio de 2012

La creu del Picaio.

Este domingo fui con mi amigo Paco Zaragozá a hacer el amanecer arriba de la montaña del Picaio; se suponía que podríamos ver la costa y la autopista con sus luces; pero surgió una persistente niebla que malogró las primeras intenciones. Pero hay que aliarse con el enemigo y sacar partido de lo que había.
Publicar un comentario